Posts etiquetados ‘Carlos Castaneda’

Carlos Castaneda

Publicado: 2 octubre, 2015 en filosofia
Etiquetas:
1284572826195_f
No necesitamos que nadie nos enseñe brujería, porque en realidad no hay nada que enseñar.
Lo que necesitamos es un maestro que nos convenza de que existe un poder incalculable al alcance de la mano,
escondido dentro de nuestro ser, y que podemos alcanzarlo.
Una vez que lo alcanzamos, empezamos a ver, es decir a percibir algo más,
no como una cosa de la imaginación,
sino como algo real y concreto.
Y después comenzamos a saber de manera directa, sin tener que usar palabras…
Es una percepción acrecentada,
un conocimiento silencioso …

El Conocimiento Silencioso.
Carlos Castaneda

Anuncios

22522

“Un cazador sabe que atraerá caza a sus trampas una y otra vez, así que no se preocupa. Preocuparse es ponerse al alcance, sin quererlo. Y una vez que te preocupas, te agarras a cualquier cosa por desesperación; y una vez que te aferras, forzosamente te agotas o agotas a la cosa o la persona de la que estás agarrado.
…ser inaccesible no significa esconderse ni andar con secretos. Tampoco significa que no puedas tratar con la gente.

Un cazador usa su mundo lo menos posible y con ternura, sin importar que el mundo sean cosas o plantas, o animales, o personas o poder. Un cazador tiene trato íntimo con su mundo, y sin embargo es inaccesible para ese mismo mundo.

Es inaccesible porque no exprime ni deforma su mundo. Lo toca levemente, se queda cuanto necesita quedarse, y luego se aleja raudo, casi sin dejar señal alguna.”

Don Juan en Viaje a Ixtlán de Carlos Castaneda

El misterio de Castaneda y su maestro Don Juan

 

don juan

No sé si conocéis los libros que escribió un tal Carlos Castaneda a partir de 1968 y que se convirtió en un éxito de ventas; para los que no hayan oído hablar de ellos decir que se trata de unos libros muy interesantes; tratan sobre las supuestas enseñanzas que recibe el autor por parte de un brujo indio (yaqui para más señas) a lo largo del tiempo; para convertir al escéptico Castaneda en un brujo, primero hace uso de sustancias enteógenas:

“Don Juan usó, por separado y en distintas ocasiones, tres plantas alucinógenas: peyote (Lophophora williamsii), toloache (Datura inoxia syn. D. meteloicles) y un hongo (posiblemente Psilocybe mexicana). Desde antes de su contacto con europeos, los indios americanos conocían las propiedades alucinógenas de estas tres plantas. A causa de sus propiedades, han sido muy usadas por placer, para curar, en la brujería, y para alcanzar un estado de éxtasis. En el contexto específico de sus enseñanzas, don Juan relacionaba el uso de la Datura inoxia y la Psilocybe mexicana con la adquisición de poder, un poder que él llamaba un “aliado”. Relacionaba el uso de la Lophophora williamsii con la adquisición de sabiduría, o conocimiento de la buena manera de vivir.”

Este párrafo del primer libro “Las enseñanzas de Don Juan” muestra un tono académico; solo este primer libro tiene pretensiones antropológicas; en él se narran los rituales que Don Juan realiza para la preparación y consumo de las sustancias que va a usar. El segundo libro “Una Realidad Aparte”, narra las experiencias subjetivas de Castaneda con dichas plantas. El tercero “Viaje a Itxlán” es un tratado ético extraído de las conversaciones de Castaneda con su maestro.

De aquí en adelante los libros cambian radicalmente, volviéndose fantásticos por momentos; yo disfruté mucho leyéndolos pero no tienen el peso y la credibilidad de los tres primeros. No entraré en la polémica de si el contenido de los libros es veraz o producto de una desbocada imaginación; se han escrito ríos de tinta sobre el tema (pasaros por la Wikipedia si no me creéis) y no soy nadie para opinar al respecto. Me gusta valorar los libros por la cantidad de gozo y conocimiento que logro extraerles; y sean obras de ficción o no los libros de Castaneda -especialmente los tres primeros- han sido un punto y aparte en mi forma de comprender el Cosmos.

Como ejemplo de lo que digo, me basta con enseñaros unos párrafos del primer libro, que rezuman significado en todas sus palabras:

“- Cuando un hombre empieza a aprender, nunca sabe lo que va a encontrar. Su propósito es deficiente; su intención es vaga. Espera recompensas que nunca llegarán, pues no sabe nada de los trabajos que cuesta aprender. […] Lo que se aprende no es nunca lo que uno creía. Y así se comienza a tener miedo. […] Y así ha tropezado con el primero de sus enemigos naturales: ¡el miedo!

– ¿Y qué puede hacer para superar el miedo?

– La respuesta es muy sencilla. No debe correr. Debe desafiar a su miedo, y pese a él debe dar el siguiente paso en su aprendizaje, y el siguiente, y el siguiente. Debe estar lleno de miedo, pero no debe detenerse. […] Una vez que un hombre ha conquistado el miedo, está libre de él por el resto de su vida, porque a cambio del miedo ha adquirido la claridad: una claridad de mente que borra el miedo. Para entonces, un hombre conoce sus deseos; sabe cómo satisfacer esos deseos. Puede prever los nuevos pasos del aprendizaje, y una claridad nítida lo rodea todo. El hombre siente que nada está oculto.

Y así ha encontrado a su segundo enemigo: ¡la claridad! Esa claridad de mente, tan difícil de obtener, dispersa el miedo, pero también ciega […] Fuerza al hombre a no dudar nunca de sí. Le da la seguridad de que puede hacer cuanto se le antoje, porque todo lo que ve lo ve con claridad. Y tiene valor porque tiene claridad, y no se detiene en nada porque tiene claridad. Pero todo eso es un error; es como si viera algo claro pero incompleto. Si el hombre se rinde a esa ilusión. de poder, ha sucumbido a su segundo enemigo y será torpe para aprender. Se apurará cuando debía ser paciente, o será paciente cuando debería apurarse. Y tonteará con el aprendizaje, hasta que termine incapaz de aprender nada más. […]

Debe hacer lo que hizo con el miedo: debe desafiar su claridad y usarla sólo para ver, y esperar con paciencia y medir con tiento antes de dar otros pasos; debe pensar, sobre todo, que su claridad es casi un error. Y vendrá un momento en que comprenda que su claridad era sólo un punto delante de sus ojos. Y así habrá vencido a su segundo enemigo, y llegará a una posición donde nada puede ya dañarlo. Esto no será un error ni tampoco una ilusión. No será solamente un punto delante de sus ojos. Ése será el verdadero poder.

Sabrá entonces que el poder tanto tiempo perseguido es suyo por fin. Puede hacer con él lo que se le antoje. Su aliado está a sus órdenes. Su deseo es la regla. Ve claro y parejo todo cuanto hay alrededor. Pero también ha tropezado con su tercer enemigo: ¡el poder!

El poder es el más fuerte de todos los enemigos. Y naturalmente, lo más fácil es rendirse; después de todo, el hombre es de veras invencible. Él manda; empieza tomando riesgos calculados y termina haciendo reglas, porque es el amo del poder.[…]

-¿Perderá su poder?

-No, nunca perderá su claridad ni su poder.

-¿Entonces qué lo distinguirá de un hombre de conocimiento?

-Un hombre vencido por el poder muere sin saber realmente cómo manejarlo. El poder es sólo una carga sobre su destino. Un hombre así no tiene dominio de sí mismo, ni puede decir cómo ni cuándo usar su poder.”

El texto sigue pero me estoy extendiendo demasiado… en realidad no quería hablar de esto, sino de las experiencias subjetivas que cuenta Castaneda en el segundo libro… en fin, tal vez en el siguiente post.

FUENTE:  http://enbuscadelosagrado.blogspot.com/