Archivos de la categoría ‘ecologia’

es asi…

Publicado: 14 julio, 2017 en ecologia, educación, esoterismo, filosofia, Uncategorized

image0016

El antiguo arte alquímico de recolectar el rocío: La alquimia considera el rocío como un líquido precioso del cual se puede extraer el espíritu universal y emplear como una poderosa medicina.

La alquimia es la ciencia de transformar las cosas utilizando el conducto de la naturaleza. Más que transformar los metales, los alquimistas buscaban transformase a sí mismos conforme a los principios de la armonía universal: la relación simbólica y simbiótica entre el cielo y la tierra.

Entre las varias técnicas utilizadas dentro de este magno arte, la recolección del rocío tiene un lugar privilegiado, tanto por su importancia en la obtención de una medicina universal como por su refinación poética. Es dentro de lo que se conoce como “Espagiria”, el “arte de separar y unir” o también “la alquimia vegetal”, que está arraigada la práctica de salir al campo, especialmente en primavera, para recoger el rocío del amanecer del césped o de ciertas plantas (como el manto de la virgen o Alchemilla), con la particular influencia de la luna.

La alquimia, en su antigua fortaleza, está cifrada de símbolos y hace de la misma naturaleza un símbolo viviente –por lo que las correspondencias emanan una cierta energía o una cierta influencia que se puede utilizar para operar cambios en el mundo natural.

Las metáforas son utilizadas para ocultar los secretos pero también como un poder de conexión entre el significado y una acción magnética –la articulación de un lenguaje que refleja el encantamiento de la materia. Este es el caso del rocío, también conocido como “agua celestial” o “plata filosofal” y cuyo poder proviene tanto de su energía natural como de su agencia simbólica.

Desde el origen de la filosofía humana el aire ha sido relacionado con el espíritu. La etimología nos dice mucho al respecto, tanto la palabra “alma” como la palabra “espíritu” nacen de palabras que significan “aliento” o “respiración”.

También desde la herencia griega tenemos la palabra “pneuma” que significa “espíritu” al igual que “aire.” En sánscrito el término “akasa” significa éter, y es tanto el espacio mismo como el espíritu que permea el espacio y la memoria inherente al espacio. También en el hinduísmo, la fuerza vital o “prana” está identificada con el aire y se obtiene, como es lógico, respirando. Es parte de nuestro inconsciente colectivo asociar el aire con el espíritu –también decimos que la creatividad ocurre como una inspiración—y creer que de alguna manera la vida llega a la tierra del cielo o que el espíritu desciende en su escala radiante.

El rocío en la alquimia es la condensación de ese espíritu celeste. La humedad con el frío se condensa en gotas de agua. Esta transformación, del aire húmedo que impregna una superficie en gota de agua, ocurre debido a la radiación, especialmente en noches despejadas donde predomina la radiación infrarroja sobre la radiación solar (y en términos alquímicos la influencia de la luna y las estrellas).

Esta radiación infrarroja pero también de rayos cósmicos y otras gamas de luz invisible impregnan la atmósfera de la energía del cosmos, la cual se materializa fugazmente en el rocío: un instante que engloba la luz. Quizás por esto, o porque el aire tiene una carga eléctrica, se dice atinadamente en la alquimia que el rocío porta el “fuego secreto” y como tal es una esfera perfecta: la conjunción de los opuestos, el agua y el fuego.

La gota de rocío, ya sea de manera literal o simbólica, es la encarnación prístina del espíritu, primera manifestación visible de lo que es potencia ilimitada, en un estado en el que aún preserva su pureza. Reflejando la luz, el rocío es una gota de espíritu, un relámpago transparente o la superficie del cielo en una hoja: una síntesis microcósmica del universo.

Tradicionalmente se recogen las gotas de rocío en la primavera, en noches en las que la luna se mueve de creciente a plenilunio. Esto, para captar la energía del renacimiento que contiene el rocío en esta época en reflejo del proceso fertilizante de la naturaleza.

El médico espagírico Yabir Abu Omar, que El País llama “un alquimista en el siglo XXI”, describe el proceso de recoger el rocío, un producto fundamental para trabajar su medicina. Para recoger el rocío de la mañana se sale con fregonas y garrafas de cristal (limpias de productos químicos) en un paraje conocido como la Alfaguara.

“Se tienen que extender grandes lienzos de lino sobre las hierbas de los prados que poco a poco se irán empapando de rocío”, esto con gran sigilo para que el sol no toque el agua recogida y altere las propiedades lunares del rocío. Para evitar esto se exprime el agua en los lienzos y trasvasa a recipientes doblemente herméticos. Una buena recolección puede entregar hasta 300 kilos de rocío cuyo valor es incalculable ya que en sus sales radica “el espíritu universal”.

El fuego secreto del agua

Existe una misteriosa relación en el rocío que refleja un secreto de la alquimia. Esta agua de la primavera que se recoge es también el “fuego de la naturaleza” que cocina las semillas en la tierra, haciendo surgir la verdesencia e imbuyendo vida a las plantas. Sobre esto podemos leer en el blog de alquimia Al-Kemi:

El fuego del rocío puede entenderse en varios niveles. Primero, es la energía del creciente calor del Sol [el sol que avanza hacia su propia plenitud en el solsticio]. Segundo, el rocío es el portador del Nitre, la fuerza vital del aire, que Sendivogius describía cuando escribió“hay en el aire un secreto alimento de la vida”. Paracelso llamó a este élan vital el Azoth, el Nitre aéreo que el Sol transmite a la Tierra a través de las aguas del cielo. Paracelso y otros alquimistas también conectaron este Nitre con el nitro físico más literal, comúnmente llamado nitrato de potasio, presente en el rocío.

El nitrato de potasio es un poderoso fertilizante que ocurre naturalmente y es utilizado en fertilizantes químicos. Su capacidad de transformación molecular le permite despedir oxígeno puro cuando se calienta: así el inventor Cornelius Drebbel pudo mantener con vida a su tripulación en el primer submarino en 1620. Verdaderamente el Nitre se convertía en la fuerza vital para cruzar los abismos.

El Nitre como el rocío –¿es aire ya agua a punto de volverse tierra con un fuego oculto?– está en un estado transitorio de gran poder y sutileza, casi etéreo, el punto evanescente entre lo físico y lo no-físico. “Así es como brinda tanto un fuego físico como uno etéreo y da vida al agua que lleva, para transferir esa vida también a la tierra. El fuego especial del Nitre puede transferirse a otras substancias en el laboratorio, así el rocío es usado para revivir substancias muertas y acelerar la fuerza en muchas operaciones”.

La alquimia, pese a tener la reputación de pseudociencia, es la fuente de muchos de los descubrimientos científicos de nuestros días –que la ciencia moderna no reconoce en parte porque se dieron en contextos místicos y bajo un lenguaje cargado de simbolismo esotérico.

El alquimista polaco Sendivogius descubrió que el aire era una sustancia compuesta que contenía una sustancia “dadora de vida”, que luego fue llamada oxígeno, 170 años antes de Scheele y Priestly. Sendivogius llamó a esto “Nitre Central” o “Sal Central”, una especie de materia universal protogénica.

La sal, es importante mencionar, en la alquimia no se refiere a la sal (cloruro de sodio), es una acepción más amplia, de las tres propiedades principales del universo (que son también principios filosóficos), la sal, el azufre y el mercurio (o el cuerpo, el alma y el espíritu). Estas sustancias dentro de todas las sustancias (una suerte de átomos) están ligadas también a los elementos y son combinadas o equilibradas para producir medicinas en la Espagiria. Sendivogius escribió sobre el Nitre:

La sal pura de la Tierra, llamada nitre, es formada en la caldera. Esto luego puede ser disuelto y concentrado, purificado y enjugado, hasta que se vuelve brillantemente transparente y cristalino. Entonces adquiere el nombre nitre de la tierra filosofal, nuestra sal, que se erige en el mar del mundo, AGUA QUE NO MOJA LAS MANOS, sin la cual nada en este mundo puede nacer o llegar a existir.

Así que tienes en las manos el secreto de los Filósofos y la fuente de la primavera, o el escondite de la Naturaleza. Es en este espíritu que el ya mencionado Espíritu de la Naturaleza y el mundo entero residen. Tanto la vida como la salud proceden de esto.

En esta bella descripción, tamizada por el arte del filósofo, podemos ver el impulso compartido por los alquimistas, de sintetizar una sustancia universal o de obtener la prima materia, como si pudieran sostener una chispa o una fuente de la creación misma. Una joya especialísima, que sin embargo, paradójicamente, lo es más porque se encuentra en todas partes: este es el arte del ocultamiento de lo divino, que para mejor esconderse penetra todas las cosas, habita la transparencia: como una llama en una gota de agua.

La medicina universal

Entre otros de los intereses popularmente atribuidos a los alquimistas, además de encontrar la piedra filosofal y convertir el plomo en oro, está lo que se conoce como el elixir de la vida y también la fuente de la juventud.

De alguna manera burlar la muerte y el proceso de degeneración del cuerpo con un equilibrio de los elementos, añadiendo mercurio, sal, azufre o buscando el opuesto –coniunctio oppositorum–, si se tiene poca agua o poco fuego, recurriendo a minerales, plantas o incluso personas que tienen un excedente de este elemento faltante para lograr la alquimia en el atanor del cuerpo, solve et coagula.

Más allá de que la alquimia reconoció con Hipócrates que “es más importante saber qué tipo de persona tiene una enfermedad que qué tipo de enfermedad tiene una persona”, existen relatos y aventuras que mencionan la búsqueda de desarrollar una medicina universal, una panacea o el mismo alkhaest, el licor inmortal. El filósofoEirenaeus Philalethes, escribe que el alkahest puede ser llamado “Ignis-Aqua” o agua llameante, la cual tiene la propiedad de disolver cualquier cosa hasta la prima materia.

”Es una noble sal circulatoria preparada por el arte maravilloso para responder a los desesos del artista” y sin embargo ”no es una sal corporal cualquiera” sino “un espíritu salino”. Una sal que se hace con el fuego de los filósofos, crípticamente “el vulgo arde con fuego, nosotros con agua” (algo que recuerda al último verso de los sonetos del alquimista Wlliam Shakespeare: “love’s fire heats water, water cool’s not love”).

El rocío –que ya hemos visto es también “el fuego secreto de la naturaleza”– parece ser un elemento importante, al menos para algunos alquimistas, para obtener este “espíritu salino” con el cual se pueden realizar las operaciones maravilosas de la ciencia oculta.

En varios sentidos el rocío recuerda a un líquido divino o a una sustancia que confiere la divinidad o los atributos de lo celeste. Recoger el rocío –la gota de aire condensado, una perla de Indra o un glóbulo de icor– en cierta forma podría ser una técnica más sutil para robar el fuego de los dioses. Quizás una forma, por sigilosa y hermética, aceptada por los olímpicos que pese a ser longividentes deciden hacerse de la vista gorda, en esa hora crepuscular donde la relaidad y el sueño se funden. El rocío es en muchos aspectos análogo al amrita, al soma y al mana. Aleister Crowley escribe:

En el simbolismo hinduista, el Amrita o rocío de la inmortalidad, gotea constantemente sobre el hombre, pero es quemado por el fuego denso de sus apetitos. Los yogis intentan atrapar y preservar este rocío…

En la Tabla Esmeralda, el texto atribuido a Hermes Trimegisto, según la tradición el padre de la alquimia, se lee: “Su padre es el Sol, y su madre la Luna, el Viento lo llevó en su vientre, y su nodriza es la Tierra”. Al parecer esto se refiere al espíritu universal que los alquimistas tratan de obtener, después de que la materia se ha vuelto más densa, algo que podríamos identificar con un ocultamiento del lo sutil en lo denso. Este viaje simbólico del espíritu puede también relacionarse con el proceso del rocío que podemos decir es el resultado de la energía del Sol y la Luna, y es llevado por el viento, hasta la Tierra donde recibe los minerales.

En su libro The Secret Teachings of All Ages, el gran comentarista de la esoteria mundial, Manly P. Hall escribe ” Según von Welling, la sal universal (en forma de agua) es una cura positiva para todos los padecimientos de la humanidad; está en todas las cosas, pero de algunas cosas es más fácil de obtener que de otras, especialmente esto es verdad de la tierra virgen; es el solvente universal, el alkahest”.

Von Welling describe el proceso para obtener “el agua paradisiaca” o “agua celestial de mercurio”, el cual requiere de preparar un fuego lento para calentar el rocío en el laboratoratorio. Georg Von Welling habla sobre la operación milagrosa, en términos casi psicodélicos, que significa ingerir esta agua, la cual parece contener al cosmos entero:

El tiempo y el uso sagrado de esta bendita Agua te enseñarán, tan pronto la hayas tomado una influencia tal ocurrirá como si todos los cielos y las estrellas con sus poderes estuvieran trabajando en ti. Todo el Conocimiento y las Artes secretas se revelarán en ti en un sueño, pero lo más excelente de esto es que conocerás perfectamente a todas las criaturas en su Naturaleza…

Una descripción de proporciones cósmicas que hace referencia seguramente a la idea fundamental de la filosofía hermética de que el universo entero con sus estrellas y galaxias se refleja en la tierra, cabe incluso en una gota de rocío.

Una gota de rocío es un orbe de perfección, potencia pura en su transparecia luminosa. Una perla del universo, pequeño mundo. Una perla del collar que refleja todas las perlas en cada una.”Para los alquimistas, el proceso de individuación representado por el opus era una analogía de la creación del mundo”, escribió Carl Jung. En cierta forma el rocío representa una forma individual que recapitula la creación del mundo. De nuevo Manly P. Hall:

Una pequeña partícula de la Piedra Filosofal, si se vierte sobre la superficie del agua, según un apéndice sobre la sal universal de Herr von Welling, inmediatamete empezará un proceso de recapitulación en miniatura de la historia del universo, ya que instantáneamente la tintura -como los Espíritus de los Elohim- se agita sobre el cuerpo del agua. Un universo miniatura se forma el cual, según afirman los filósofos, en verdad surge del agua y flota en el aire, en el que pasa por todos los niveles de desarrollo cósmico y finalmente se desintegra.


Hugh Beter Frow

Alquimista

FUENTE: https://actualidad.rt.com/actualidad/219531-crean-primer-hospital-medicos-mapuches

57e54228c3618871768b45c9

El primer hospital intercultural de Argentina —ya existe uno en Chile— se llamará Ranguiñ Kien y se construirá en Ruca Choroi (Aluminé, Neuquén). Este centro de atención busca conjugar la medicina occidental con la práctica médica ancestral del pueblo mapuche.

La obra ocupará 522 metros cuadrados y será llevada a cabo mediante un trabajo conjunto entre funcionarios y técnicos del Ministerio de Salud de la provincia, el equipo de salud rural del hospital Aluminé y miembros de las comunidades Mapuche Aigo y Huenguihuel.

El objetivo principal es que al hospital puedan asistir personas de distintas etnias y culturas que, en caso de necesidad, serán atendidas bajo los preceptos de la medicina mapuche. El proyecto se inscribe en el convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo, que establece distintos derechos para los pueblos originarios, entre ellos mantener sus prácticas culturales y sociales.

Unión cultural

Fabián Gancedo, médico del hospital de Aluminé y encargado de la atención rural, señaló que esta obra es producto de “15 años de experiencia junto con estas comunidades”, que permitieron un acercamiento y generaron “una relación entre la biomedicina y la medicina mapuche, cada una con su valor y sus técnicas”.

Asimismo, en el nuevo hospital se crearán salas específicas “para hacer fogones, para los curadores, los componedores de huesos y los yerbateros”, además de “un espacio ceremonial para el machi, la máxima figura de la ceremonia curativa mapuche”, añadió Gancedo. Otro detalle particular que tendrá el Ranguiñ Kien es que sus camas no estarán orientadas hacia el oeste, debido a que hacia allí, tras la cordillera de los Andes, es a donde van los muertos, según la cosmovisión mapuche.

Por su parte, Lorenzo Loncón, de la Confederación Mapuche de Neuquén, explicó que la concepción de la medicina occidental es “separar todo”: al hombre y a la cultura de la naturaleza, en contraposición a la visión mapuche, donde todo implica “una unidad”. Según Loncón, la medicina milenaria “ha demostrado que, si es natural, es mucho mejor que una combinación química o sintética” y que “si todas las culturas somos diferentes, también la medicina tiene que ser apropiada a cada cultura”.

Las políticas interculturales

Florencia Trentini, doctora en antropología de la Universidad de Buenos Aires, comentó a RT que este tipo de proyectos “son positivos, porque visibilizan prácticas de salud indígenas” y las pone “casi al nivel de la medicina hegemónica”. En ese sentido, rescató que “aunque sea en los marcos de esa medicina y dentro de un hospital, se trata de tener en cuenta otros espacios, como los fogones”.

No obstante, Trentini advirtió que “las políticas interculturales no son buenas ‘per se'”, sino que “muchas veces son pensadas desde arriba y la participación indígena es posterior, lo que genera tensiones entre los pueblos”. Al respecto, esta especialista añadió que la educación intercultural “no puede reducirse al uso de plantas” o a “talleres de lengua”.

Santiago Mayor

vibracion
Está aumentando la frecuencia de la Tierra y el tiempo se acelera. Por primera vez en la historia humana, la resonancia de Schumann ha subido a 36 y eso esta provocando cambios y molestias a los humanos y resto de habitantes del planeta Tierra.
En 2014 se consideró anómala la frecuencia de resonancia Schumann de haber subido por encima de 7,83 al nivel 15 – 25, pero ahora, en los últimos días, ha saltado a más de 30.

Algunas personas se están dando cuenta de que el tiempo se está acelerando, lo cual puede ser un resultado de la creciente frecuencia a esta tasa. La conciencia humana está afectada por el campo magnético de la tierra y las alteraciones en su interior.

Como seres humanos tenemos potencialidades extraordinarias y apenas hemos comenzado a estudiar y mucho menos entender, los regalos creativos, las intuiciones y talentos que son impredecibles o emergentes y que pueden estabilizarse en las generaciones venideras.
Con suerte, podemos aprender a entender nuestro surgimiento de un entorno esencialmente electromagnético y facilitar nuestro potencial para la curación, el crecimiento y la comunicación no local.
Este es un enlace a Conciencia Global, que corresponde al aumento de las frecuencias electromagnéticas en las últimas 48 horas.
“Durante muchos años, esta frecuencia de resonancia se ha mantenido en una constante de 7,83 Hz con ligeras variaciones. En junio de 2014 al parecer cambió. Los monitores del sistema de observación espacial ruso mostró un aumento repentino en la actividad de alrededor de 8,5 Hz. Desde entonces, se han registrado días en que la resonancia Schumann acelera tan rápido como 16.5 Hz.
Al principio creyeron que su equipo estaba funcionando mal, pero más tarde descubrieron que los datos eran correctos.
Se dice que la frecuencia Schumann está en sintonía con las ondas alfa del cerebro humano y con los estados theta, por lo tanto puede ser que esta aceleración se sienta a menudo como si el tiempo se hubiera acelerado y los eventos y los cambios en nuestra vida ocurrieran con más rapidez”.
“Estas resonancias emergentes están correlacionadas de forma natural a la actividad de las ondas cerebrales humanas. Esto significa que estamos cambiando.

Desafio Mundial

Hace muchos años que se creó el EEG Neurofeedback, por lo que se pudo observar lo que estas frecuencias aceleradas podrían estar diciéndonos sobre el cambio evolutivo humano.
7,83 Hz es un estado alfa / theta relajado, pero soñador, una especie de estado de reposo neutro esperando a que algo suceda. De 8.5 a 16.5 Hz se mueve uno fuera del rango theta en estados alfa más tranquilos, más rápidos y alertas y las frecuencias beta comienzan a aparecer.
Dado que la Resonancia Schumann ha tenido picos repentinos entre 12 y 16,5 Hz, nos encontramos con algo aún más interesante. En Neurofeedback, 12-15 Hz de frecuencia se llama al ritmo sensorio-motor (SMR). Es un estado ideal: “se despertó en calma.” Nuestros procesos de pensamiento son más claros y más centrados, sin embargo, siguen siendo “en el flujo” o “en el saber”. En otras palabras, la Madre Tierra está cambiando su frecuencia vibratoria y tal vez nosotros lo estamos. Esta puede ser una de las muchas señales de que “estamos despertando”.
“El informe de Scientist dice que el campo magnético de la Tierra, lo que puede afectar a la resonancia Schumann, se ha venido debilitando poco a poco durante los últimos 2.000 años y aún más en los últimos años.
Un viejo sabio de India dice que el campo magnético de la Tierra se puso en marcha por los antiguos para bloquear los recuerdos primordiales de nuestra verdadera herencia.

Esto fue para que las almas puedan aprender de la experiencia de libre albedrío sin obstáculos por los recuerdos del pasado. Afirmó que los cambios del campo magnético están llevando a nuestra conciencia a una mayor verdad. El velo se está levantando. Las anteojeras están saliendo.

Está claro que esta aceleración puede hacer que se sienta más cansado, agotado, con mareos, depresión, e incluso extraño al levantar sus propias frecuencias para estar más “en sintonía” con la Nueva Tierra. La adaptación no siempre es un proceso fácil, pero hay que tener en cuenta que todo es parte de su propio despertar”.

Por angelescastell

VIDEO EN YOUTUBE QUE EXPLICA CON MUCHA SERIEDAD  LA FRECUENCIA PLANETARIA SHUMANN

“Una sonrisa ya es un saludo, un signo de reconocimiento que dirigís a distancia
a las personas con las que os encontráis, antes incluso de hacerlo con palabras,
con un apretón de manos o con cualquier otro gesto. Por eso es importante que
vigiléis lo que vais a dar al sonreír. Evidentemente, es inútil que os fabriquéis una
sonrisa estudiándoos en un espejo, porque esto deformaría vuestra cara más que
otra cosa. Es preciso que esa sonrisa que debe expresar la bondad, la simpatía, la
comprensión, el placer de un encuentro, venga naturalmente de dentro.
Y si os acostumbráis a descender a las profundidades de vuestro ser para buscar
en ellas el amor y la luz, los escultores que hay dentro de vosotros sabrán qué
nervios y qué músculos deben tensar o distender. Podéis confiar en ellos. Trabajad,
pues, con el amor, con la esperanza y con la fe, y al sonreír abandonaos a la
inspiración de vuestros artistas interiores.”
Omraam Mikhaël Aïvanhov 

Trigo Sarraceno

Publicado: 2 marzo, 2017 en ecologia, información, noticias, Uncategorized
Etiquetas:

sarraseno

El Trigo Sarraceno, no tiene ninguna relación con el trigo que todos conocemos y del cuál se hace la harina para preparar todo tipo de panes, galletas, pastas, etc. sino que corresponde a una semilla de forma piramidal, que es libre de gluten.
Es un pseudo-cereal, es decir su perfil nutricional lo define como una semilla pero se prepara y tiene la apariencia de un cereal. Es una excelente opción para reemplazar los granos y cereales comunes como el arroz, de modo que podemos incluirlo para ir obteniendo distintos tipos de nutrientes.
Una de las principales propiedades que encontramos en el trigo sarraceno es su habilidad para disminuir el colesterol malo y aumentar el bueno. También es rico en flavonoides y buena fuente de magnesio. Es bueno para el sistema cardiovascular. Tiene propiedades que ayudan a regular el azúcar en la sangre, siendo ideal para quienes sufren de diabetes.
Para poder comer el trigo sarraceno, al igual que el mijo, se le debe remover la capa externa, así que siempre comprar el que viene previamente pelado.
Para prepararlo puedes dejarlo remojando la noche anterior, sin embargo esto no es necesario. Luego debes poner en una olla 1 taza de trigo sarraceno y 2 tazas de agua, agregar aliños y prender el fuego, una vez que hierba bajar la llama al mínimo y poner la olla sobre un tostador, hasta que el trigo sarraceno se infle y esté blando, por aproximadamente 20 minutos.

Arnau de Tera

Publicado: 14 febrero, 2017 en ecologia, educación, esoterismo, filosofia, Uncategorized
“…Todo aquello que no te atreves a expresar,
es veneno convirtiéndose en enfermedad.
Todo aquello que te atreves a expresar,
es medicina que te cura a ti y a los demás…”
different-bulb-master-isolated-images
“Cada mañana, desde la aurora, el sol proyecta por el espacio una
profusión de pepitas de oro; y con estas pepitas de oro podemos
llenar nuestro espíritu, nuestra alma, nuestro intelecto, nuestro
corazón, y también nuestro cuerpo físico. Todo nuestro organismo
puede beneficiarse de este oro, desde el cerebro hasta los pies.
 
Existen diferentes clases de luz. La que más necesita nuestro
sistema nervioso y todo nuestro organismo es la luz que nos envía el
sol antes de su salida. Ésta es la luz más sutil, la más espiritual, y
actúa sobre nuestros cuerpos psíquicos. Por eso, si sabemos cómo
mirar al sol, algo se abre en nuestro plexo solar y empezamos a
beber la luz. Es como un depósito que se llena de una quintaesencia
preciosa. Cuando el depósito rebosa, ya sólo sentimos la necesidad
de distribuir este elixir a todas las criaturas vivas. Y no hay mayor
gozo que el de dar lo que hemos recibido del sol.”
Omraam Mikhaël Aïvanhov

 

“Empiezas a notar esas olas, esos pensamientos, sensaciones, sentimientos, incluso intensas olas de dolor, intensas olas de confusión, intensas olas de miedo moviéndose a través de ti… y como el océano, como la consciencia misma, hay espacio suficiente para todo esto. ¡Siempre hay espacio suficiente en ti!

Si no hubiera espacio suficiente para las olas, si no hubiera espacio suficiente en ti para el dolor, ¡el dolor no estaría ahí! Si no hubiera espacio suficiente para el miedo, el miedo no estaría allí. Entonces, el mismo hecho de que la ola esté presente sugiere que en cierto sentido tú YA LA ESTÁS ACOGIENDO.

Esta ola, esta tristeza, este miedo, este dolor, es realmente el océano disfrazado. Es realmente la consciencia vestida de dolor. Es la consciencia vestida de miedo. Es la consciencia vestida de duda. Se podría decir que en el nivel más profundo, el océano ACEPTA todas sus olas. O que el océano PERMITE todas sus olas. ¡Y no estoy diciendo que el océano decida admitir sus olas, o elija admitir sus olas! No es que la consciencia se despierte por la mañana y se diga a sí misma: “De acuerdo, hoy voy a admitir todas mis olas.” Es algo mucho más profundo que eso… Porque en un sentido, el océano no tiene elección, el océano ES todas y cada una de sus olas, ¡no hay ninguna separación! Eso es a lo que me refiero cuando uso la palabra ‘aceptación’. Es la más profunda aceptación – no una aceptación que tú llevas a cabo, esta es la clave, esta es la clave absoluta porque, a menudo, cuando utilizamos la palabra aceptación, lo que oímos es: “De acuerdo, de acuerdo, yo tengo que aceptar. Tengo que aceptar este momento. Necesito aceptar este dolor. Necesito aceptar estos pensamientos. Necesito aceptar estos pensamientos. Necesito aceptar este miedo. Necesito aceptar… esta duda”.

Así, la aceptación se convierte en un proyecto, en una tarea, en un ‘hacer’… y eso, para mí, hace años, era algo que intentaba hacer todo el tiempo. Me esforzaba demasiado en aceptar la confusión, la duda, la ira. Porque, ¡EN SECRETO, CREÍA QUE SI PODÍA ACEPTAR EL DOLOR, ÉSTE DESAPARECERÍA!

Ahora me doy cuenta… eso no era la verdadera aceptación, era más bien un ‘voy a deshacerme de esto a través de usar la aceptación.’ ¡En realidad, era rechazo… disfrazado de aceptación! Y yo quería ser ese maravilloso ser humano capaz de aceptarlo todo. Creí que de eso se trataba la iluminación: convertirme en el Jeff que acepta todo, perfectamente…”

– Jeff Foster

galeano

Ya no se habla de someter a la naturaleza, ahora hasta sus verdugos dicen que hay que protegerla.
Pero en uno u otro caso, naturaleza sometida y naturaleza protegida, ella está fuera de nosotros.
La civilización que confunde a los relojes con el tiempo, al crecimiento con el desarrollo
y a lo grandote con la grandeza, también confunde a la naturaleza con el paisaje, mientras el mundo,

laberinto sin centro, se dedica a romper su propio cielo.


Eduardo Galeano