La Magia, Rhonda Byrne

Publicado: 21 marzo, 2017 en magia Rhonda Byrne, Uncategorized
Etiquetas:,

Día 21

MAGNÍFICOS RESULTADOS
“Das las gracias antes de comer. Muy bien. Pero yo digo gracias antes del concierto y de la ópera, gracias antes de la obra de teatro y de la pantomima, gracias antes de abrir un libro, gracias antes de dibujar, de pintar, de nadar, de practicar esgrima, de boxear, de caminar, de jugar, de bailar y gracias antes de mojar la pluma en el tintero.”
G. K. CHESTERTON (1874–1936) ESCRITOR

Todos queremos conseguir buenos resultados en todo lo que hacemos. Al dar gracias antes de realizar una acción, el escritor Gilbert Keith Chesterton utilizó la magia de la gratitud para asegurarse el resultado que deseaba. Debe haber habido momentos en los que has pensado, «Espero que esto vaya bien» o «Espero que esto salga bien» o «Voy a necesitar mucha suerte». Todos estos pensamientos son una esperanza para conseguir un buen resultado en una situación. Pero la vida no sucede por casualidad o por un golpe de suerte. Las leyes del Universo actúan matemáticamente con la máxima precisión; ¡de eso puedes estar seguro! Un piloto no espera que las leyes de la física sigan funcionando durante su vuelo, porque sabe que las leyes de la física no fallan nunca. No empiezas el día con la esperanza de que la ley de la gravedad te mantenga en el suelo para no salir flotando por el espacio. Sabes que no es cuestión de suerte, que la ley de la gravedad no falla nunca. Si quieres obtener Magníficos Resultados en todo lo que hagas, has de utilizar la ley que gobierna los resultados: la ley de la atracción. Eso significa que has de utilizar tus pensamientos y tus sentimientos para atraer Magníficos Resultados, y estar agradecido por los Magníficos Resultados es una de las formas más sencillas de hacerlo.

El ejercicio Magníficos Resultados consiste en sentir agradecimiento antes de hacer algo que quieres que salga bien. Puedes estar agradecido por el magnífico resultado de una reunión de trabajo, de una entrevista de trabajo, o de un examen, el magnífico resultado de un partido, de una llamada de teléfono, de ponerte al día con un amigo, o de ver a tu suegra. Puedes estar agradecido por el magnífico resultado de tu sesión de ejercicios, de tu visita al veterinario de tu mascota o de tu revisión médica o dental. Podrías estar agradecido por el magnífico resultado que has conseguido cuando un electricista, fontanero o algún comercial ha solucionado el problema que tenías en tu casa, el magnífico resultado de la salida que has hecho con tu familia, de la conversación con tu hijo sobre su conducta, o de la sincera conversación que has mantenido con tu pareja. Puedes estar agradecido por el magnífico resultado de una compra que vas a hacer, como un regalo de cumpleaños, un anillo de compromiso o un traje de novia, o el magnífico resultado al elegir un teléfono móvil nuevo, una alfombra, cortinas o una empresa de reformas. Puedes estar agradecido por el magnífico resultado de haber reservado una mesa en un restaurante, o entradas para un concierto, el magnífico resultado de tu correspondencia diaria, de tus correos electrónicos diarios o de tu declaración anual de la renta. Si te ayuda a creer en el poder mágico de la gratitud para crear Magníficos Resultados, puedes hacer un gesto con tus dedos en el aire imaginando que ¡estás lanzando polvos mágicos sobre el acontecimiento que quieres que salga magníficamente! Otro momento para usar la gratitud por los Magníficos Resultados es cuando te sucede algo inesperado durante el día. Cuando nos sucede algo inesperado, muchas veces podemos sacar conclusiones y pensar inmediatamente que algo va mal. Por ejemplo, llegas al trabajo y te dicen que el jefe quiere verte enseguida. El problema de sacar conclusiones y pensar que algo va mal es que la ley de la atracción dice que atraerás lo que piensas y sientes. En lugar de sacar conclusiones y pensar que puedes tener problemas, aprovecha la oportunidad para que se haga la magia dando gracias por un magnífico resultado. Si pierdes un autobús o un tren para ir a trabajar, o pierdes un avión, o te retrasas, en lugar de pensar, «Esto es malo», da gracias por el magnífico resultado, así pones la magia en movimiento para recibir un magnífico resultado. Si eres padre o madre y te convocan a una reunión inesperada en la escuela para hablar de tu hijo, en vez de pensar que hay algún problema, da gracias por el magnífico resultado. Si recibes una llamada inesperada en tu móvil, un correo electrónico o una carta, y lo primero que piensas es «¿Qué habrá pasado?», inmediatamente da gracias por el magnífico resultado, antes de descolgar el teléfono o abrir el correo electrónico o la carta. La mayoría de las veces verás y experimentarás el magnífico resultado que has pedido, y en algunas ocasiones ni siquiera sabrás cómo te has beneficiado de un acontecimiento inesperado. Pero cuando pides un magnífico resultado y sientes verdadero agradecimiento por él, estás utilizando la ley matemática de la atracción, y has de recibir un magnífico resultado, en alguna parte, en algún lugar. ¡Garantizado! Siempre que te des cuenta de que estás pensando que la suerte está en juego en alguna situación de tu vida, o pienses que no tienes control sobre algo, o cuando descubras que estás esperando que algo salga bien, recuerda que la suerte no forma parte de la ley de la atracción: obtendrás lo que piensas y lo que sientes. La gratitud te ayuda a protegerte de atraer lo que no deseas – malos resultados – y te garantiza que conseguirás lo que quieres: ¡Magníficos Resultados! Cuando estás agradecido por los Magníficos Resultados, estás usando la ley Universal, y estás cambiando esperanzas y suerte por fe y certeza. Cuando la gratitud se convierte en tu forma de vida, automáticamente abordas cualquier cosa que hagas con gratitud, sabiendo que la magia de la gratitud dará un magnífico resultado.
Cuanto más practiques el ejercicio Magníficos Resultados, y lo conviertas en un hábito diario, más Magníficos Resultados atraerás a tu vida. Cada vez te verás menos envuelto en situaciones que no deseas. No te encontrarás en el lugar equivocado en el momento equivocado. Y pase lo que pase durante el día, sabrás con certeza absoluta que el resultado será magnífico. Al comenzar el día, elige tres situaciones distintas en las que desees Magníficos Resultados. Puedes elegir tres cosas que actualmente sean importantes para ti, como una entrevista de trabajo, la solicitud de un préstamo, un examen o una visita médica. También puedes empezar eligiendo tres cosas que sean actividades rutinarias para ti, porque ¡cuando se haga la magia en esas tediosas tareas te convencerás realmente de que has atraído un resultado magnífico! Por ejemplo, puedes elegir el trayecto en coche que haces para ir a trabajar, planchar, ir al banco o a la oficina de correos, ir a recoger a tus hijos, pagar facturas o recoger el correo. Escribe una lista de tres situaciones que hayas elegido para obtener Magníficos Resultados. Utiliza el poder mágico de la gratitud, y cada vez que escribas una imagina que estás escribiendo sobre ella después de que ha sucedido:

¡Gracias por el magnífico resultado de                  !

Para el segundo paso de este ejercicio mágico, vas a elegir tres situaciones inesperadas que te sucedan hoy y utiliza el poder mágico de la gratitud para conseguir también Magníficos Resultados. Puedes hacer el ejercicio antes de responder a tres llamadas telefónicas, o de abrir tres correos electrónicos o tres cartas, antes de hacer algún recado con el que no contabas, o cualquier otra cosa inesperada que se presente durante el día. Esta parte del ejercicio no depende tanto de qué situaciones inesperadas eliges sino de que practiques la gratitud por unos Magníficos Resultados en las cosas pequeñas e inesperadas. Cada vez que surge algo inesperado, si puedes, cierra un momento los ojos y siente y di mentalmente las palabras mágicas:

¡Gracias por el magnífico resultado de                  !

Puedes hacer este ejercicio tantas veces como quieras, porque cuanto más lo practiques, más Magníficos Resultados obtendrás en tu vida de la forma más natural. Pero practicarlo hoy te ayudará a hacerte una idea de cómo es, y en el futuro, si te encuentras en alguna situación en la que esperas un buen resultado o piensas que necesitas suerte, inmediatamente recurrirás al poder mágico de la gratitud y ¡harás que los Magníficos Resultados sean una realidad en tu vida!
EJERCICIO MÁGICO NÚMERO 21
Magníficos Resultados
1. Enumera Tus Bendiciones. Haz una lista de diez bendiciones. Escribe por qué estás agradecido. Relee tu lista, y al final de cada bendición di gracias, gracias, gracias, y siente tanto agradecimiento por esa bendición como te sea posible.
2. Hoy al comenzar el día, elige tres cosas o situaciones que sean importantes para ti y para las que desees conseguir Magníficos Resultados.
3. Haz una lista de tus tres opciones y escribe cada una como si lo estuvieras haciendo después de que hubieran sucedido: ¡Gracias por el magnífico resultado de                  !
4. En el transcurso del día, elige tres situaciones inesperadas por las que puedas dar gracias por un magnífico resultado. En cada caso, cierra los ojos y siente y di mentalmente: ¡Gracias por el magnífico resultado de                  !
5. Hoy antes de irte a dormir, toma tu Piedra Mágica en la mano, y di la palabra mágica, gracias, por lo mejor que te ha pasado durante el día.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s