Archivos para 22 enero, 2017

esfuerzo

Aún no podéis percibir la magnificencia de los tiem­pos que vivís. Solamente con la visión del espíritu se puede superar las atrocidades cometidas por esta civilización. Lo que realmente importa, hermanos, es la luz que ahora está siendo liberada por el fuego purificador, y no el tizne de esa quema. La luz ‑este es el signo del porvenir.

Se cumplió el tiempo de la tibieza, de la oscuridad y de los pactos aviesos. Ya no es posible permanecer en la indecisión. Que el aspirante sepa a cuál Señor está sirviendo.

Donaos, donaos y donaos. El fuego interno es constante, jamás descuida su labor. Su fidelidad estimula nuestra alineación. La Nueva Tierra se manifestará por los que confían y por ella trabajan, no por los que dudan de su realidad.
Son a designios ocultos nuestra entrega. Nuestro campo labrado ante la llegada del Señor… Samana, Samana, Samana.

 

929e9f841ed316acee73f91c244a1752

Dices que deseas ser libre de deseos y expectativas.
Y es verdad: tu propio deseo te está perturbando. Pues incluso los deseos nobles como el de salvar el mundo, ser una buena persona o incluso obtener la liberación, pueden de hecho distraerte de descubrir lo que verdaderamente ya está aquí – alegría natural, sin límites.
Una vez que tienes un deseo ardiendo en tu interior, esperarás ansiosamente a que sea satisfecho, y si no es así, tu ansiedad crecerá.
Así que es bueno estar abierto a la posibilidad de abandonar todos los deseos.
El deseo promete mucho pero satisface poco.
Aunque es posible, la mayoría de la gente encuentra imposible abandonar incluso un solo deseo ya que sienten que perderán algo valioso.
Es como quitarle un hueso seco a un perro.
Así que,, en vez de decirte que abandones los deseos, te digo, averigua qué, de hecho, prometen darte, y también identifica a la persona en sí quien recibirá esto. No asumas. Averigua. ¿Es algo de esto real?
Estas preguntas pueden sentirse profundamente desafiantes, pues exponen la irrealidad del ego. Muy pocos van más allá a descubrir su verdadero poder como el Ser indiviso y así ponerle fin a la ilusión.
¿Quién acepta este desafío?

Mooji

galeano

Ya no se habla de someter a la naturaleza, ahora hasta sus verdugos dicen que hay que protegerla.
Pero en uno u otro caso, naturaleza sometida y naturaleza protegida, ella está fuera de nosotros.
La civilización que confunde a los relojes con el tiempo, al crecimiento con el desarrollo
y a lo grandote con la grandeza, también confunde a la naturaleza con el paisaje, mientras el mundo,

laberinto sin centro, se dedica a romper su propio cielo.


Eduardo Galeano

the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_02

Chinese artist Liu Bolin immerses himself into settings around him by colouring his body to match the background. Here are some of his impressive works.
 the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_03the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_04the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_05the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_07the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_09the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_10the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_11the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_12the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_13the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_14
the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_16the_man_who_makes_art_from_being_invisible_640_01